lunes, 15 de agosto de 2016

Une los puntos

Si hay algo que me implica más trabajo es hacer las actividades con los pequeños. Una cosa que me tranquiliza es que su tarea ahorita es jugar y la verdad es que a veces abuso de eso. Hay días que simplemente saco la caja de juguetes y los dejo que jueguen todo el día y otras que les preparo alguna actividad sencilla, ya sea de Nobis Pacem o lo que se me ocurra en el momento.
Hoy fue uno de esos muchos días en los que no tenía nada preparado para hacer con ellos. Fuera de las materias que hacemos en común, no tenía nada que ponerlos a hacer. Gracias a Dios uno de los pequeños me pidió una hoja de unir puntos, actividad que ya habíamos hecho hace algunos meses. Así que rápido busqué unas imágenes en internet para los dos más pequeños, así ellos podrían entretenerse uniendo puntos en lo que seguíamos trabajando en la mesa actividades comunes que únicamente requieren que escuchen lo que les leo y al final lo narren.
Al pequeño le di una hoja de unir los puntos del 1 al 10, para el otro, la hoja le pedía unir los puntos del 1 al 109. Para mi sorpresa, vi que estaba identificando bastante bien números que no hemos visto formalmente (en realidad creo que con ellos no he visto ningún número formalmente, los que saben ha sido por lo que ven de sus hermanos). Pero me acordé de que la vez pasada que unieron los puntos, yo tenía que irle indicando cuál número seguía, y ahora él pudo resolver solo gran parte de la actividad. Algo que él tenía muchas ganas de hacer, me sirvió para ir conociendo los números. De paso, todos los hermanos se contagiaron de las ganas de unir puntos e hicieron algunas páginas de la actividad.

Para mí ha sido muy tranquilizador dejarlos jugar y hacer actividades sencillas con ellos. Me encantaría tener el tiempo para ponerles más actividades, pero, con una familia grande siento que entre menos me complique, menos loca me vuelvo. Aprovechar estas ocasiones que surgen espontáneas me hace sentir que están aprendiendo con cosas que les interesan, por lo que les sacan mucho provecho. Les dejo un par de fotos con la actividad familiar.
Espero que esto las inspire y les de confianza en que no todo lo que hagan debe ser algo super complicado, muchas veces, lo sencillo deja mucho aprendizaje y nos ayuda a mantener nuestra salud mental como mamás, bueno, al menos a mí así me pasa. 
Bonita semana.